kiwi

Scrub casero
Productos cosméticosSalud

Scrub casero, cosméticos naturales para el verano

Un scrub casero para el rostro puede ayudar, con una simple receta, a devolver la luz a tu cara, especialmente antes del bronceado en verano. Pocos ingredientes para un rápido y efectivo fregado de bricolaje. No más excusas, ¡vale la pena intentarlo!

Scrub casero

Los ingredientes para un scrub casero perfecto

El primer paso es elegir el ingrediente exfoliante: azúcar o sal.

Aquí están los cuatro recomendados:

  • Azúcar blanco puro: el azúcar es menos abrasivo que la sal porque se disuelve más fácilmente;
  • Azúcar moreno: es el mejor para la piel sensible porque es el más suave;
  • Sal de mesa yodada: la sal exfolia bien y puede ayudar a eliminar las impurezas y la piel muerta;
  • Sal marina de lava negra: también elimina la piel muerta y ayuda a aumentar la actividad celular.

A continuación, hay que elegir el aceite que se prefiere; aquí hay cinco

  • El aceite de oliva: es bueno para la piel muy seca y no obstruye los poros;
  • Aceite de cártamo: es un aceite graso que puede ayudar a calmar la piel irritada y evitar la obstrucción de los poros;
  • Aceite de almendra: puede reducir los efectos de los rayos UVB y puede ayudar a mejorar el tono de la piel;
  • Aceite de aguacate: extraído de la pulpa del fruto es muy nutritivo y ayuda a la piel a retener la humedad;
  • Aceite de coco extra virgen: es rico en antioxidantes y radicales libres que ayudan a prevenir el envejecimiento.

Todos estos aceites, excepto el de aguacate, son también naturalmente antibacterianos.

Una vez que hayas escogido tus ingredientes favoritos puedes añadir fruta y verdura, aunque esto puede acortar la vida del producto y puede obligarte a guardarlo en la nevera y no en la ducha.

Trucos para un scrub casero:

  • Kiwi: Puede ayudar a aclarar la piel y las semillas de la pulpa pueden actuar como mini exfoliantes por sí mismas;
  • Fresas: dan brillo al tono de la piel y son ricas en vitamina C;
  • Piña: excelente aliado contra el acné; tiene una enzima que ayuda a disolver las células muertas de la piel;
  • tomate: contiene licopeno que puede ayudar a proteger la piel de los rayos UV;
  • pepino: puede ayudar a reducir la hinchazón al reducir la retención de agua.

No importa cuál sea vuestra combinación favorita, pero un sencillo scrub casero con ingredientes a mano dará luz y brillo a vuestro rostro, que estará listo para un verano de sol y vacaciones.