degustación

Maridar vino y comida
ComidaDelicatessen

Guía sencilla para maridar el vino y la comida

Ofrecer una guía sencilla para maridar el vino con la comida no es una operación sin importancia, sin embargo, hay algunas indicaciones que se pueden tener en cuenta para sacar el máximo provecho de cada vaso de vino y de cada plato. Os mostramos por donde hay que empezar.

Maridar vino y comida

Comprender el sabor y la estructura del vino y la comida

Puede parecer obvio, pero el primer paso para maridar el vino con la comida es identificar correctamente las características organolépticas de ambos. El sabor y la estructura son la clave: el dulzor, el amargor, la sapidez, la acidez, las notas picantes y afrutadas y otros muchos matices son propiedades a las que hay que prestar atención, tanto para el vino como para la comida. Estos son los factores clave que hay que conocer para luego acertar con una combinación correcta.

El equilibrio lo es todo

La clave es encontrar el equilibrio. Asumiendo que los platos fuertes deben ser maridados con vinos fuertes, así como los platos delicados deben ser maridados con vinos delicados; de modo que uno de los dos componentes no “cubra” al otro; el resto depende del equilibrio. Una vez que se han identificado los sabores dominantes de ambos, el juego consiste en encontrar el equilibrio adecuado entre ellos: así, un vino ácido equilibrará un plato grasiento, o un vino salado diluirá el dulzor de un plato, o un vino dulce y alcohólico acompañará perfectamente un buen postre. La idea es encontrar el punto correcto entre los contrastes y las semejanzas.

Orden en el que se sirven los vinos

Hay que tener en cuenta varios factores a la hora de decidir el orden en el que se sirven los vinos, y no se trata de reglas estrictas. Normalmente tendemos a preferir una sucesión de vinos que proceden:

  • De los vinos más jóvenes hasta los más viejos
  • De los vinos más ligeros hasta los más estructurados
  • De los vinos más frescos hasta los que están a temperatura ambiente
  • De los vinos secos a los dulces
  • De los vinos más simples hasta los más prestigiosos

Este aspecto se olvida a menudo, pero también hay que considerar el orden en que se sirven los vinos para realzar cada producto individual.

Por qué necesitas elegir el vino correcto

Aprender a maridar el vino con la comida no es un simple hábito, sino un modo de obtener lo mejor de ambos productos. La combinación correcta garantiza una continua estimulación de las papilas gustativas que, de esta manera, evitan acostumbrarse al mismo sabor. Sin mencionar que también es una forma de divertirse en la mesa, explorar vuestros gustos y profundizar en el conocimiento tanto del vino como de la comida.

Comida flotante, el futuro de las catas estará suspendido en el aire
CienciaComidaHot Topic

Comida flotante, el futuro de las catas estará suspendido en el aire

Lo hemos visto casi todo en las nuevas cocinas futuristas, desde nubes de nitrógeno hasta espumas con mil aromas, pasando por esferificaciones y carnes cultivadas en un tubo de ensayo. Ahora imagina por un momento una cata de vino en la que las gotas permanezcan suspendidas en el aire, listas para ser capturadas por la lengua. Bueno, pues puede que no pase mucho tiempo antes de que veamos algo así en algún restaurante especialmente vanguardista. Te contamos como funciona.

Comida flotante, el futuro de las catas estará suspendido

Un sabor más puro con Tastyfloats

El propósito de todos los que hacen de la cata un arte objetivo es eliminar cualquier variable que pueda perturbar la ecuación para dejar así que sean las papilas gustativas las que hablen por si solas. Esta idea ha dado un giro inesperado gracias a algunos investigadores de la Universidad de Sussex, quienes han desarrollado un dispositivo capaz de suspender pequeños trozos de comida o gotas de bebida en el aire.

Comida flotante

Chefs de todo el mundo se dejan conquistar cada día por nuevas tecnologías, útiles desde el punto de vista físico y químico (solo hay que pensar en la cocina molecular), pero esto es algo más. El instrumento se llama Tastyfloats y usa ondas de sonido a frecuencias precisas, de modo que la comida e incluso las gotas de líquido permanecen en el aire sin ningún esfuerzo aparente. Pero ¿realmente cambia algo?

Comida flotante, el futuro de las catas estará suspendido en el aire

Los resultados de la investigación son claros: los sabores como el umami y el dulce se perciben más fácilmente, incluso en pequeñas cantidades, mientras que el amargor es un poco más suave, a pesar de ser el sabor menos agradable. Es interesante cómo los participantes, capturando con la lengua las gotas suspendidas, han sentido menos la notas amargas de algunas de las muestras.

Fontes: shiropen.com – thesun.co.uk