CO2

futuro cemento
EcologíaMedio Ambiente

El cemento green que atrapa el CO2

En las Islas Hawái, en Estados Unidos, se experimentará con un cemento ecológico que permitirá atrapar el CO2. Este peculiar tipo de cemento podría llegar a ser una importante contribución en la reducción de las emisiones de CO2, capaz de «capturar» el exceso de dióxido de carbono y dar al mundo de la construcción una alternativa para minimizar el impacto ambiental.

cemento green CO2

Cómo funciona el cemento que atrapa el CO2

El cemento es el segundo material de construcción más utilizado en el mundo. Su producción y elaboración requieren grandes cantidades de energía y, según las estimaciones, su uso contribuye hasta un 8% de todas las emisiones anuales de dióxido de carbono del planeta. Por esta razón, la idea de un cemento ecológico capaz de capturar CO2 se convierte en una propuesta interesante.

cattura-CO2-cemento-green-fb

El cemento ecológico aprovecha el proceso de mineralización del dióxido de carbono en procedimientos industriales y de las plantas de energía eléctrica. El CO2 residual se «recicla» y se inserta en los circuitos de producción de cemento. El resultado es un cemento que ayuda a «eliminar» parte del CO2 producido, reutilizándolo para producir un material de construcción de enorme difusión.

En el futuro un cemento más «green»

Según CarbonCure, la empresa canadiense que está experimentando con el nuevo cemento, no sólo la captura del CO2 tiene una huella ecológica menor en comparación con el cemento tradicional, sino que el proceso de mineralización lo haría aún más sólido. Todo ello manteniendo costes similares. Para la empresa, lo que se consideraría «contaminación atmosférica» se integraría en el cemento, lo que permitiría «deshacerse de él para siempre».

futuro cemento

En Hawái, el nuevo cemento será utilizado en futuros proyectos de infraestructura en la capital, Honolulu. Este material ya ha despertado el interés de varios alcaldes estadounidenses que han querido adoptar el cemento que captura el CO2 en sus ciudades. Para los arquitectos y los constructores la utilización de este material sería muy interesante, incluso si las propiedades reales del nuevo cemento tienen que ser observadas «sobre el terreno» antes de que se pueda utilizar definitivamente.

Biochar reducir CO2
EcologíaMedio Ambiente

Qué es el biochar y por qué podría salvar el planeta

No estamos exagerando. Una vez que descubrías lo que es el biochar, podréis entender por qué puede ser tan importante en el futuro. El proceso de producción es antiguo, prácticamente el mismo que el del carbón común, pero las posibles aplicaciones y finalidades son absolutamente de lo más modernas.

biochar

Biochar, el secreto para reducir el CO2

Para entender qué es el biochar, es necesario entender cómo se produce el carbón vegetal. Este producto, de excelente poder calorífico, pero bastante contaminante, se produce quemando lentamente, en presencia de pequeñas cantidades de oxígeno, la madera que se convertirá en carbón. El proceso se denomina pirolisis y también se puede aplicar a la biomasa de diferentes tipos, tales como: restos de poda, rastrojos de maíz o trigo, cáscaras de arroz y follaje de diverso tipo. Ahora viene la parte interesante, durante la combustión con poco oxígeno, el CO2 queda «atrapado» en lo que resultará la parte sólida carbonizada y la energía producida en el proceso será una energía limpia.

Biochar reducir CO2

Los gases calientes producidos pueden en efecto, ser reutilizados como fuente de calor o utilizados para producir bioaceite, que puede ser refinado como combustible. Todo el proceso tiene un balance energético positivo, ya que produce de 6 a 9 veces la energía necesaria para mantenerlo activo. Para asegurar que el CO2 atrapado no regrese a la atmósfera, el biochar producido no se quemará -como sería el caso del carbón común- sino que se utilizará como fertilizante agrícola natural. Los beneficios que aporta al suelo son de hecho excelentes, resultando, además, en una ventaja económica para toda la cadena de suministro, que puede: monetizar los residuos vegetales, producir energía limpia a bajo costo y obtener un excelente fertilizante natural.

Es una situación en la que todos ganan, incluido el medio ambiente. No es de extrañar que muchos ya piensen que el biochar es la solución para salvar el planeta.

fertilizantes inteligentes
EcologíaMedio Ambiente

Los fertilizantes se vuelven inteligentes para salvar el planeta

Son productos que siempre han estado mal vistos, pero ahora los fertilizantes se han vuelto inteligentes con el objetivo de salvar el planeta. La tecnología agrícola se ha convertido en la punta de lanza de la tutela del medio ambiente, y esto sin ocasionar pérdidas a nivel productivo.

fertilizantes inteligentes planeta

Qué son los fertilizantes inteligentes

Afirmar que los fertilizantes se están volviendo inteligentes puede sonar extraño, pero la realidad no está tan lejos. Desde que la industria agrícola tuvo acceso a los fertilizantes, no se ha dejado de hacer un uso extensivo de los mismos en nombre de la productividad. Sin embargo, los riesgos asociados a estos productos han hecho que los productores y los consumidores se vuelvan más sensibles, lo que ha llevado a la industria y a los productos a evolucionar. En la actualidad, los llamados fertilizantes inteligentes están disponibles en el mercado y su impacto al ambiente se reduce significativamente.

fertilizantes inteligentes

Los fertilizantes se vuelven inteligentes al abandonar la forma granular soluble clásica, e incorporarse en cápsulas especiales. Estos tienen diferentes funciones, como liberar de forma gradual y equilibrada la sustancia o, en los casos más sofisticados, la distribución selectiva de sustancias basada en las condiciones específicas del suelo. De la humedad, a la temperatura, pasando por la acidez, encontramos todas las variables a las que los fertilizantes inteligentes son capaces de reaccionar, limitando así en gran medida su presencia en el suelo y la obligada intervención humana.

Aunque existen posiciones totalmente opuestas a su uso, los fertilizantes inteligentes podrían ser una solución aceptable para todas las partes implicadas. Una tecnología que, combinada con la inteligencia artificial, los estudios por satélite y los sensores de alta precisión, podrían transformar la agricultura y reducir en gran medida sus emisiones a la atmósfera. En pocas palabras: contribuir a salvar el planeta.

madera fuente de energía
EcologíaMedio Ambiente

La quema de madera no supone ningún impacto en el medio ambiente: Este es el planteamiento erróneo de la EPA

La quema de madera no causa impacto alguno sobre el medio ambiente. El contenido del comunicado de prensa emitido por la EPA afirma precisamente esto. La agencia defiende que las emisiones de CO2 producidas por la quema de madera se compensarían con la absorción gracias a la reforestación. El único problema es que no se ha consultado a ningún científico.

quema de madera

Una fuente de energía que no es del todo verde

El de la EPA parece ser un cambio de política con un guiño a la gran industria maderera de Estados Unidos, quien ahora está en condiciones de vender combustibles a base de madera como una fuente de energía «verde». El razonamiento dado a este posicionamiento defiende un equilibrio del balance entre el dióxido de carbono emitido durante la combustión y el que es absorbido gracias a la reforestación. Sin embargo, todo esto carece de apoyo alguno dentro la comunidad científica, la cual no ha sido consultada antes de la toma de decisión.

madera fuente de energía

Los entendidos, al enterarse de la noticia, inmediatamente han subrayado la fragilidad de las tesis en la que estaba apoyada, evidenciando algunas lagunas bastante obvias. Por ejemplo, la EPA no tuvo en cuenta el costo medioambiental de las adquisiciones, la distribución de la madera y su rendimiento real. Aspectos que, si se agregan a la ecuación, dan como resultado una cantidad de emisiones un 50% más alta que las producidas por carbón mineral. Además, si asumimos un punto de vista sistémico, sería necesario considerar el factor del calentamiento global producido por estas emisiones, que, a pesar de la reabsorción de CO2 de los árboles, afectaría irremediablemente a la conservación de los glaciares del planeta.

madera calentamiento global

La decisión de la EPA no puede considerarse una simple disputa retórica ante posiciones encontradas, ya que tendrá importantes repercusiones en el ecosistema. Incluso suponiendo un equilibrio a largo plazo respecto a la cantidad de dióxido de carbono emitido a la atmósfera, lo que no estará equilibrado será el balance climático, que, por desgracia, es irreversible a corto plazo. No nos queda más que esperar un cambio de rumbo…

planta que absorbe CO2
EcologíaMedio Ambiente

Una planta que absorbe CO2: 3 millones de dólares para su creadora, Joanne Chory

Joanne Chory, una de las biólogas más prominentes del mundo, recibió 3 millones de dólares el pasado 3 de diciembre al ganar uno de los Premios Breakthrough 2018 por su trabajo pionero en una planta de absorción de carbono, capaz de consumir más CO2 de la atmósfera. Los Premios Breakthrough son premios anuales otorgados por los magnates de Silicon Valley como Google y Facebook y considerados como verdaderos «Oscars de la Academia». Desde su nacimiento en 2012, han estado financiando proyectos avanzados en los campos de las ciencias aplicadas, la física y las matemáticas.

planta que absorbe CO2

La planta contra el calentamiento global

Todas las plantas usan CO2 en sus procesos de fotosíntesis, pero ¿qué pasaría si pudiéramos mejorar este proceso? ¿Sería posible crear una planta capaz de salvarnos de las emisiones de carbono? Chory está trabajando en esto: diseñando una planta capaz de absorber hasta 20 veces más CO2 de la atmósfera y al mismo tiempo resistir inundaciones y sequías.

Obviamente estamos hablando de ingeniería genética. El punto de partida es una planta de garbanzo en la que el equipo de Chory está tratando de aumentar la producción de suberina, uno de los componentes esenciales del corcho y de otras plantas. De hecho, la suberina es excepcionalmente capaz de «almacenar» CO2. A través de un complicado programa de cruces, los biólogos están intentando producir suberina tanto en plantas de garbanzo como en otros cultivos aptos para la alimentación.

Almacenar el CO2 en el suelo

Un cultivo de este tipo no solo afectaría a los seres humanos, sino que también podría «almacenar» CO2 bajo la tierra, en las raíces de la planta. De hecho, la suberina, a pesar de ser una sustancia natural a base de carbono, no es biodegradable. Según Chory, la suberina que contiene CO2 puede permanecer en el suelo durante miles de años al atrapar el dióxido de carbono en el subsuelo. Que esto sea algo positivo o no, queda aún por determinar. «Hemos llegado a un acuerdo», dijo el biólogo, «es necesario que alrededor del 5% de la superficie mundial actualmente cultivada en la Tierra produzca cultivos enriquecidos con suberina para resolver el 50% del CO2 que estamos produciendo actualmente».

planta CO2

«Vivo en el sur de California», dijo Chory a Business Insider. «Aquí no hay nadie dispuesto a reducir a la mitad sus emisiones, incluyéndome a mí». El deseo de no cambiar el estilo de vida es ciertamente un poderoso motor para el talento, aparentemente lo suficiente como para crear plantas genéticamente modificadas que puedan absorber más dióxido de carbono de la atmósfera. En este momento es más una esperanza que una realidad, pero las plantas enriquecidas con suberina podrían ayudar en el futuro a mantener las emisiones bajo control incluso si, con toda seguridad e incluso en este caso, prevenir es siempre mejor que curar.

Transporte por carretera regulación
EcologíaMedio Ambiente

Transporte por carretera: la UE se pone las pilas para reducir las emisiones

Por primera vez, la Unión Europea tendrá como objetivo reducir las emisiones en el sector del transporte por carretera. El objetivo del ejecutivo europeo es crear un primer estándar para un sector que en la actualidad todavía no está regulado. La Comisión pretende reducir las emisiones de CO2 en un 34% para 2030.

Transporte por carretera

La primera regulación del sector

El sector del transporte por carretera se sitúa en el punto de mira de la Comisión Europea tras el el lanzamiento de un plan para reducir las emisiones de CO2. Por primera vez, la UE está abordando el problema de los vehículos pesados ​​con el objetivo de reducir sus emisiones en un 34% para 2030. Se estima que el sector del transporte por carretera, que incluye camiones y autobuses, representa el 15% de las emisiones totales en Europa, y sin embargo actualmente carece de una regulación uniforme en todos los países de la Unión.

Transporte por carretera regulación

Varios países, con Francia a la cabeza, han impulsado el ambicioso objetivo de reducir las emisiones en al menos un 24% para 2025 y en un 34-45% para 2030. La Comisión también propondrá un objetivo del 15% de media y un sistema de créditos e incentivos para los productores que inviertan en tecnologías de bajo impacto.

Reticencias en la industria del transporte

La propuesta de la Unión se ha encontrado con múltiples reticencias de las asociaciones de transportistas que definen el objetivo como excesivamente ambicioso y con riesgo de dañar el sector. Sin embargo, Miguel Arias Cañete, Comisario europeo de Acción por el Clima, defiende que “todos los sectores deben contribuir a los esfuerzos de la Unión para alcanzar los objetivos establecidos en los acuerdos de París”. La UE está convencida de que las nuevas normas darán como resultado un ahorro para los transportistas de hasta 5.000 euros cada año.

Transporte por carretera Reticencias en la industria

En una carta dirigida directamente al presidente Junker, varias marcas importantes como Nestlé, Heineken, Unilever e IKEA habían pedido objetivos aún más estrictos, convencidos de que la eficiencia energética y una nueva generación de camiones eléctricos traerán consigo mayores ahorros al sector de los vehículos pesados.

En el bando contrario esta la ACEA, la asociación europea de fabricantes de automóviles, convencida de que los objetivos de la Unión son demasiado agresivos. «Parece ser que la Comisión simplemente ha cogido los objetivos del sector del automóvil y lo ha aplicado al del transporte por carretera sin tener en cuenta las diferencias fundamentales que hay en este sector», dijo el secretario general de la ACEA, Erik Joannert, en un comunicado. Sea cual sea la decisión final de la Comisión, el cambio en el sector del transporte por carretera está llegando y definitivamente cambiará la forma de trabajar para millones de europeos.

turismo contaminacion global avion
EcologíaMedio Ambiente

El turismo provoca casi una décima parte de la contaminación global

Según se estima en un estudio reciente, el turismo es el causante de casi una décima parte de la contaminación mundial. En concreto sería el tráfico aéreo, cada vez más denso, el que estaría causando un impacto nocivo en la atmósfera con emisiones de carbono de valores alarmantes. Por no mencionar el crecimiento exponencial del sector, con un aumento esperado del 4% anual para el año 2025.

turismo contaminacion global avion

Volar le sale caro… ¡al medio ambiente!

El principal responsable, según el estudio, sería Estados Unidos, en la cima de las naciones más contaminantes en términos de turismo. Sin embargo, no faltan ejemplos más cercanos, como Alemania y Gran Bretaña. Los largos viajes internacionales son de lo más contaminantes, y si a esto le sumamos el sorprendente aumento de turistas que se espera, el resultado es de lo más alarmante. Además, gracias al crecimiento del sector, los viajes son cada vez más largos, más frecuentes e, inevitablemente, aéreos.

turismo contaminacion global avion

La triste ironía es que estamos poniendo en peligro al planeta siendo este mismo el producto en venta. De hecho, las consecuencias del calentamiento global, a este ritmo, podrían poner en grave peligro la mayoría de los destinos turísticos por excelencia. Un círculo vicioso que parece no tener fin, a no ser que tenga lugar un cambio de dirección hacia la concienciación de los viajeros o, más probablemente, la adaptación del transporte a un modelo más limpio y sostenible. Por ahora hay quien propone un impuesto, más para que recapaciten que para cubrir el costo real de las emisiones. Solo nos queda esperar una mayor concienciación acerca de un problema que se vuelve más serio cada día.

el cambio climatico arroz
EcologíaMedio AmbienteNutrición

El cambio climático hace que el arroz sea menos nutritivo

Por desgracia, el cambio climático parece hacer que el arroz sea menos nutritivo: el problema es el CO2, cuyo aumento en la atmósfera se ha relacionado con una disminución de algunos nutrientes del arroz, como las proteínas, el hierro, el zinc y las vitaminas B. Así lo afirma un estudio publicado en Science Advances, el cual analizó más de 18 variedades de arroz antes de llegar a estas conclusiones, utilizando un peculiar método para aumentar artificialmente el dióxido de carbono en el aire.

el cambio climatico arroz menos nutritivo

CO2 y arroz menos nutritivo

Según los investigadores, la situación es muy preocupante: el arroz es la base de la dieta de miles de millones de personas, especialmente las más pobres, y que año a año sea menos nutritivo podría tener consecuencias muy peligrosas. En Asia, el problema será particularmente agudo, razón por la cual los científicos han llevado a cabo sus pruebas en China y Japón.

el cambio climatico arroz risa

El crecimiento de la planta se ha controlado después de aumentar artificialmente la concentración de CO2 dentro de una parcela octogonal de un campo de arroz. Cuando llegó el momento de la cosecha, los investigadores notaron una disminución de entre el 10 y el 20 por ciento de algunos de los nutrientes del arroz, como son las proteínas, el hierro, el zinc y las vitaminas B.

el cambio climatico arroz

El problema, sin embargo, es que todavía no se ha entendido cómo el dióxido de carbono, el número uno en lo que respecta a la contaminación y el cambio climático, puede afectar la calidad nutricional del arroz de este modo. Los científicos tienen diferentes teorías al respecto: el CO2 en esas concentraciones podría socavar ciertos nutrientes útiles para la planta, por lo que sería difícil sintetizar las sustancias útiles para nuestra dieta. Otra posibilidad es que los poros de la planta, técnicamente llamados estomas, permanezcan más cerrados en presencia de mayores concentraciones de dióxido de carbono, lo que debilita el metabolismo del arroz.

Sea cual sea la explicación, una cosa es cierta: en el futuro tendremos otra cosa más de la que preocuparnos y deberemos encontrar soluciones para esa parte de la población mundial que podría sufrir por todo esto.