EcologíaMedio Ambiente

Sal en las nubes para refrescar el planeta

Sal en las nubes para refrescar el planeta. Se abre un nuevo frente en la lucha contra el calentamiento global que tiene como protagonista al principal aderezo de nuestras mesas.

Sal en las nubes para enfriar el planeta: podría ser una solución viable para mitigar el actual proceso de calentamiento global. La idea es de Robert Nelson, del Planetary Science Institute, quien afirma que derramar sal en las nubes podría ayudar a frenar la energía del sol y refrescar así el planeta. Aun así no faltan las dudas.

Sal en las nubes para refrescar el planeta

Una pizquita de sal para ayudar al planeta

La idea de Nelson está inspirada en lo que ocurre durante las grandes erupciones volcánicas, en las cuales, importantes cantidades de minerales son emitidos a la atmósfera implicando un cierto grado de enfriamiento del planeta. Con la intención de replicar este fenómeno, el científico ha encontrado en la sal común el mejor elemento para reproducir este efecto. La hipótesis es que al «inyectar» cierta cantidad de sal en la troposfera, los rayos UV emitidos por el sol, podrían «reflejarse», limitando así su paso hacia nuestro planeta, lo que debería traducirse en una bajada de la temperatura.

Sal en las nubes

Sin embargo, hay algunas posibles contraindicaciones en detrimento de esta hipótesis. De hecho, tal y como señala el vulcanólogo Matthew Watson de la University of Bristol, el cloro contenido en la sal podría afectar a la capa de ozono presente en la estratosfera, causando de este modo un efecto totalmente opuesto al deseado. Además, la escasez de agua presente en la estratosfera y la fuerte atracción de la sal, incluso en pequeñas cantidades, podría influir en las formaciones de nubes de cirro (pequeñas nubes de gran altitud) con consecuencias impredecibles. Una posible solución a este problema podría ser, según Nelson, la de esparcir sal a un nivel inferior: en la parte superior de la troposfera. Sin embargo, el científico señala que, en cualquier caso, esto sería solo una solución paliativa y que la verdadera lucha contra el calentamiento global sigue pasando por la reducción de las emisiones de CO2.

Fabrizio Inverardi
Chitarrista, motociclista, da sempre appassionato di scienza, tecnica e natura. Sono laureato in Psicologia del Lavoro e della Comunicazione. Curioso per natura amo i viaggi, il buon vino e scoprire cose nuove. Da qualche anno nel settore del marketing digitale e della comunicazione.