ComidaFrutas y Vegetales

Limones vs. Limas: ¿cuál es la diferencia?

Los limones y las limas son dos de los cítricos más populares del mundo. Aunque tienen mucho en común, son claramente diferentes.

Los limones y las limas son dos tipos de fruta que, aunque genéticamente diferentes, están estrechamente relacionados.

Algunos expertos creen que los limones fueron creados como un híbrido de lima y cedro. Sin embargo, esta es simplemente una de las muchas teorías acerca de su origen. Tanto los limones como las limas – así como las naranjas, las mandarinas, el cedro y los pomelos – pertenecen a la categoría más amplia de los cítricos.

Los limones y las limas se cultivan ahora en todo el mundo. Los limones -conocidos formalmente como Citrus limon- suelen cultivarse en climas moderados, mientras que las limas -o Citrus aurantifola- crecen mejor en regiones tropicales y subtropicales.


Estas dos frutas son bien conocidas por su sabor ácido y están presentes en una variedad infinita de recetas en todo el mundo. Se pueden utilizar en la cocina, en la conservación de alimentos o simplemente para dar sabor.

Los aceites esenciales de limón y lima se utilizan a menudo con fines cosméticos y medicinales. También se incluyen en muchos productos de limpieza para el hogar debido a sus fragancias y propiedades antibacterianas.

Diferencia limones limas

Limón y lima: muchas características en común

Aunque los limones y las limas son frutas claramente diferentes, comparten muchas de las mismas características, especialmente en lo que respecta a su valor nutritivo y a los beneficios que aportan a nuestra salud.

En términos de contenido de macronutrientes – carbohidratos, proteínas y grasas – los limones y las limas son esencialmente idénticos.

Los limones proporcionan más vitamina C que las limas, pero ambos contribuyen significativamente a esta vitamina.

En general, los limones proporcionan un poco más de vitaminas y minerales, incluyendo potasio, ácido fólico y vitamina B6.

El limón y la lima: beneficios para la salud

En la fitoterapia tradicional los cítricos se utilizan por sus beneficios medicinales. La vitamina C es conocida por sus propiedades antioxidantes y desempeña un papel importante en el sostenimiento de un sistema inmunológico saludable.

En un estudio con ratones se ha observado que el ácido cítrico -un compuesto específico que se encuentra en los cítricos- tiene un efecto protector contra la inflamación del cerebro y el hígado (Citric Acid Effects on Brain and Liver Oxidative Stress in Lipopolysaccharide-Treatated Mice J Med Food. 2014).

Sin embargo, la investigación sobre los posibles beneficios medicinales y farmacológicos de los limones y las limas se limita actualmente a estudios en animales y en tubos. En última instancia, es necesario seguir investigando para determinar si estos frutos pueden crear efectivamente ciertos beneficios para los seres humanos.

Diferente sabor y apariencia

Aunque los limones y las limas tienen muchas similitudes, también tienen algunas diferencias evidentes.

Diferencias físicas

Tal vez una de las diferencias más obvias entre los limones y las limas es su apariencia. Los limones suelen ser de color amarillo brillante, mientras que las limas suelen ser de un tono verde brillante. Sin embargo, algunos tipos de lima se vuelven amarillos al madurar, lo que hace más difícil distinguirlos.

Las limas también son más pequeñas y redondas que los limones. Pueden variar de tamaño, pero normalmente tienen un diámetro de 3 a 6 centímetros.

En comparación, los limones tienden a tener 7-12 centímetros de diámetro y tienen una forma más ovalada u oblonga.

Diferencias en el sabor

En cuanto al sabor, estos dos cítricos son similares, aunque los limones tienden a tener un regusto ligeramente dulce, mientras que las limas son generalmente más amargas.

La lima se describe a veces como más ácida que los limones, pero esto puede tener más que ver con su amargura. Esta percepción también varía según los gustos individuales.

Diferentes usos de la cocina

Cuando se trata de cocinar, ambos cítricos se usan de manera similar. Ambos hacen excelentes aportaciones a los aderezos de ensaladas, salsas, marinadas, bebidas y cócteles.

Debido a que las limas son más amargas, a menudo se reservan para los platos salados, mientras que el dulzor de los limones se presta a aplicaciones más amplias tanto en los platos salados como en los dulces.

Obviamente no es una regla: siempre hay excepciones. Por ejemplo, la lima es el principal ingrediente de algunas bebidas dulces como el cóctel Margarita.

Estos dos tipos de cítricos pueden utilizarse indistintamente en diversos escenarios de cocina sin arruinar el plato, pero es importante tener en cuenta el equilibrio agridulce.

Los limones y las limas son dos cítricos populares que ofrecen una amplia variedad de opciones en la cocina, la medicina y los cosméticos.

Desde el punto de vista nutricional, son casi idénticos y ácidos, pero los limones tienden a ser más dulces, mientras que las limas tienen un sabor más amargo.

REDAZIONE
Raccontare e spiegare cibo, natura e salute. Un obiettivo più facile a dirsi che a farsi, ma nella redazione di inNaturale non sono queste le sfide che scoraggiano. Siamo un gruppo di giovani affiatati in cerca del servizio perfetto, pronti a raccontarvi le ultime novità e le storie più particolari riguardo il complicato mondo dell’alimentazione.