ComidaComidas étnicas

Lefse, receta e historia del pan noruego instantáneo

Este tipo de pan tan particular es una especialidad estrictamente nórdica, aunque incluso los propios noruegos tienen que admitir que no es un plato precisamente histórico.

Se llama Lefse y es un plato típico de la cocina noruega, una especie de pan tradicional que, a nosotros, probablemente se nos parezca más a una crepe o a una piadina italiana. Lo que lo hace peculiar son sus ingredientes, ya que se prepara con patatas en lugar de la típica harina de trigo. Sin embargo, podría tener orígenes bastante recientes, echando raíces en el corazón de los noruegos en una era más contemporánea.

lefse

No es cuestión de vikingos

En el imaginario colectivo es muy fácil pensar en los pueblos noruegos de la antigüedad y asignarles la etiqueta «Vikingos», por lo que es super fácil imaginar que un plato tan simple como el lefse pudiera ser de su cosecha. Pero no es el caso, ya que es por todos conocido que las patatas llegaron al viejo continente pasado año 1500, y antes de que fueran verdaderamente apreciadas, tuvo que pasar un tiempo. Sin embargo, una vez se ganaron su confianza, el éxito fue rotundo: las tierras de esas frías regiones eran perfectas para cultivar estos tubérculos, mientras que su alto contenido en vitamina C y almidón las hacía excelentes para la dieta.

lefse vikingos

Una planta cultivada durante 10.000 años en el otro lado del mundo se había adaptado rápidamente a Noruega. El punto de inflexión definitivo se produjo durante las guerras napoleónicas, cuando los suministros de cereales se redujeron a casi cero y la patata se convirtió prácticamente en el único medio de subsistencia de la gente, que descubrió nuevas formas de trabajarla. El pan noruego a menudo ha sido redondo, un producto similar a nuestras galletas saladas, con la posibilidad de almacenarse a lo largo de todo su duro invierno. Siguiendo este tipo de producto, los noruegos reemplazaron la harina tradicional por patatas, produciendo así un nuevo tipo de pan: así nació el Lefse.

El poder de los recuerdos

El éxito que tuvo esta preparación fue sorprendente, convirtiéndose en un indispensable en la mesa de los noruegos, siendo algo que se llevaron consigo muchos noruegos que se mudaron a Estados Unidos en busca de una vida mejor. Una vez allí, la mayoría de las mujeres continuaron preparando esta receta, que ahora se ha convertido en sinónimo de hogar, convivencia y tradición, condimentándola con los ingredientes más dispares.

lefse Estados Unidos

Tratar de hacerlo en casa no es difícil, de hecho, los ingredientes son muy fáciles de localizar: 450 g de patatas, 25 g de mantequilla, 60 ml de nata para montar, 1 cucharadita de azúcar y 120 gramos de harina tipo 0. A continuación, basta con que sigas unos simples pasos:

  • Hierve las patatas, pélalas y machácalas. Después agrega la mantequilla y deja que se enfríe.
  • Llega el turno de la nata, el azúcar, la sal y la harina, que tendrás que trabajar hasta obtener una mezcla homogénea pero ligeramente pegajosa.
  • Divídelo ahora en 8 bolas, y aplástalas para obtener un espesor de unos 2-3 mm y deja que reposen unos minutos. Calienta la sartén ligeramente engrasada y cocínalas por ambos lados dándoles la vuelta hasta que aparezcan las burbujitas oscuras.
  • Deja que se enfríen y ¡listo!
TOPIC pan
Matteo Buonanno Seves
Un giovane laureato in Scienze Gastronomiche con la passione per il giornalismo e il mai noioso mondo del cibo, perennemente impegnato nel tentativo di schivare le solite ricette e recensioni in favore di qualcosa di più originale.