Estilo de vidaNoticias

Comidas a evitar cuando viajas en avión

Qué comer en el avión y qué evitar: lo que puede ser una gran opción en tierra no siempre lo es a gran altura. Hay ciertos alimentos que deben evitarse por todos los medios durante el vuelo.

No todas las comidas son una buena opción para comer en el avión. El metabolismo humano cambia a gran altura y evitar ciertos alimentos a la hora de comer puede ayudarte a evitar la sensación de hinchazón y debilidad que a menudo se manifiesta después de un vuelo. Sentirte ligero cuando te obligan a permanecer sentado en un espacio reducido durante varias horas se convierte en una opción necesaria para cualquier viajero astuto. Pero ¿cuáles son los alimentos que deben evitarse por todos los medios en el avión?

Evita la pasta y los alimentos ricos en carbohidratos

Comidas evitar avión pasta

Puede resultarte difícil decir no a la pasta, incluso si la mayoría de las veces quema y viene presentada un atractivo recipiente de aluminio. Sin embargo, los alimentos ricos en carbohidratos como el pan, el arroz y la lasaña son algunas de las opciones que deben evitarse durante el vuelo. Precisamente por el hecho de verte obligado a estar sentado durante mucho tiempo, el sistema digestivo no procesa la comida lo suficientemente rápido. Cuando tenemos muchos carbohidratos en el cuerpo, se retienen más líquidos y la comida se digiere más lentamente, lo que ayuda a aumentar la sensación de hinchazón y pesadez.


Los alimentos grasos también deben evitarse

Comidas evitar avión grasos

Las carnes rojas, los quesos y los alimentos ricos en aceite entrarían en esta categoría. Al igual que sucede con los alimentos ricos en carbohidratos, los alimentos grasos también son difíciles de digerir a gran altura, dejándonos con una sensación de inflamación más prolongada de lo normal. Y no solo eso, los alimentos grasos también pueden aumentar la acidez estomacal.

Galletitas saladas, patatas fritas y snacks

Comidas evitar avión snacks

Al eliminar una buena cantidad de opciones, lo mejor es recurrir a los snacks. Pero tampoco esta es una buena elección al volar. Las patatas fritas, los cacahuetes, incluso las galletitas saladas no son nada recomendables. No solo son generalmente ricos en carbohidratos, sino que también pueden causar un exceso de sal y sodio en el cuerpo que, una vez más, causa retención de líquidos y una sensación de hinchazón. Una investigación también ha demostrado cómo a grandes altitudes y en un entorno presurizado como es el aero el cuerpo humano percibe el dulce y el salado de un 15 a un 30% menos intensamente, con el riesgo de acabar empapuzándonos de snacks porque su sabor es menos intenso.

Té, bebidas calientes y agua del grifo también deben evitarse

Comidas evitar avión bebidas

En este caso, no tanto por los efectos de las sustancias nutritivas, sino por el simple hecho de que, en la mayoría de los casos, estas bebidas se preparan utilizando las reservas de agua presentes en los tanques del avión. Estos tanques, aunque deben pasar controles regulares, a menudo son fuentes de bacterias que terminan en las bebidas calientes servidas a bordo. Asegúrate, por tanto, del origen del agua utilizada para preparar té, café y té de hierbas o simplemente cíñete al agua embotellada.

Sin alcohol, café o bebidas carbonatadas

Comidas evitar avión alcohol

Aunque el alcohol puede ayudarte a relajarte en un vuelo particularmente estresante, debido al hecho de estar a gran altura, el alcohol tiene un efecto más intenso en tu cuerpo. No solo eso, también es una notoria causa de la deshidratación. Incluso el café, que debe evitarse siguiendo la teoría de las bacterias en el agua, tampoco se recomienda por sus efectos sobre el ciclo del sueño y sus efectos diuréticos. Ir constantemente al baño cuando estás en pleno vuelo no es exactamente una ventaja. Las bebidas carbonatadas por su parte contribuyen a la sensación de hinchazón.

Verduras y frutas que provocan gases

Comidas evitar avión frutas

Las frutas y verduras no pueden ser una mala elección, ¿no? Pues algunas frutas y verduras lo son si se trata de comer en un avión, especialmente aquellas que causan gases. Lo último que nos gustaría tener cuando estamos encerrados a 10 mil metros de altitud es un compañero de asiento que se ha pegado un atracón de brócoli, alubias o coliflor. Incluso las manzanas y las naranjas son una mala elección. Las manzanas por los gases y las naranjas por la acidez estomacal.

Entonces, ¿qué comer en el avión?

qué comer en el avión

Además de, por supuesto, mantenerte hidratado con agua embotellada, las zanahorias, la lechuga, el pepino y, sorpresa, los pimientos pueden ser grandes opciones cuando estés en pleno vuelo. El pescado también es una alternativa válida. Si no puedes prescindir de la carne, elije carnes blancas, pero evita las especias. Una fruta especialmente adecuada en el aire es la sandía, pero desafortunadamente no siempre es fácil de encontrar. Si quieres algo más de agua, hay varios sitios en el aeropuerto, antes de embarcar, donde podrás adquirir té o infusiones de hierbas que puedes llevar a bordo y que te ayudarán a digerir. La mejor opción, la mayoría de las veces, es evitar consumir alimentos mientras vueles, aunque esto no siempre es posible, especialmente en los vuelos de mayor duración.

Denis Venturi
Laureato in Scienze Politiche e Comunicazione Pubblica, ha lavorato in radio e nel tempo libero si dedica alla scrittura creativa. Da sempre appassionato di cultura, scienza e tecnologia è costantemente a caccia di nuove curiosità in grado di cambiare il mondo in cui viviamo.